Doble de Riesgo, lo nuevo de Telescopios

El nuevo álbum de larga duración de la banda llega luego de dos años de su último lanzamiento y con una clara evolución. Charlamos con los integrantes de la agrupación y nos contaron todo acerca de este trabajo de estudio.

De la mano de una búsqueda sonora etérea, pero con pulso humano, Doble de Riesgo se convierte en la superación de los preceptos delineados por Telescopios en su anterior obra, El Templo Sudoku (2015). En una atmósfera siempre inquietante, las canciones se suceden como escenas de una película filmada con un teléfono inteligente. Tanto en la música como en las palabras, el concepto de este tercer álbum muestra una faceta más cruda de Telescopios. Son las canciones más intensas que la banda haya compuesto.

“Nos costó más escribir este disco porque si bien las letras son ficciones las cosas que decimos pretenden atravesar al que las escucha en las sensaciones más reales (o incómodas)”, cuentan los integrantes de la banda. Una descripción de la tensión más humana, una tensión cotidiana. La de sentirse turista en el lugar de todos los días. Preso de ansiedades que convierten todo en experiencias automáticas, veloces y fugaces. “Vamos masticando este paisaje tragicómico, agridulce, inmoral, melancólico, psicológico, social”.

Telescopios, formados en la ciudad de Córdoba, harán su presentación oficial allí el 5 de Mayo en Club Paraguay,  mientras que en Buenos Aires estarán el 15 de Junio en La Tangente. Telescopios también forma parte del line up del Festival Walkan donde compartirán escenario junto a Future Islands y Gativideo el 09 de mayo en Niceto Club.

Con la excusa de este lanzamiento, nos comunicamos con la agrupación para que nos cuenten acerca del mismo.

¿CÓMO SURGE LA INSPIRACIÓN PARA ESTE NUEVO ÁLBUM?

Podríamos decir que este disco surge de la idea de que todos somos dobles de riesgo de nosotros mismos, como distintas versiones nuestras que salen a vivir depende la que te toque. Y de como el tiempo va creando esas versiones. La forma en la que nos adaptamos a ciertos estilos de vida, a través de las cosas que aprendemos y des-aprendemos constantemente. Esa tensión o ese conflicto está en todas las canciones. En cuanto a la estética y el sonido, nos preocupamos mucho por lograr un sonido distinto al que teníamos, pero conservando la esencia de lo que nos gusta. Texturas un poco menos cargadas, más crudas. Captar la sensación de un universo un poco más oscuro, diferente a lo que veníamos haciendo. En cierto punto darle un poco más de lugar a la palabra. Que lo que estamos diciendo use a la música como vía y no al revés.

¿HAY ALGÚN LIBRO, PELÍCULA O SERIE, O INCLUSO NUEVA MÚSICA QUE ESTÉN ESCUCHANDO QUE FORME PARTE DE ESTE NUEVO TRABAJO?

La verdad nada en particular. Durante el proceso de producción de este disco la banda pasó por varios momentos y muchas cosas nos atravesaron. Prácticamente todo lo que consumimos, leemos, escuchamos, se filtra en la música que hacemos medio que por inercia. Hay mucha data dando vuelta y tenemos la costumbre de compartirla constantemente. Puede ser una entrevista a un artista que nos gusta mucho, una noticia, un disco, que se yo. Si teníamos como la idea fija de que el disco sea como una peli en lo conceptual. Siempre se pensó mucho como disco. En ese sentido, de todo lo que estuvimos escuchando, leyendo o viendo siempre nos copó más la idea de obra integral de arranque.

¿CÓMO SURGE EL NOMBRE Y EL ARTE DE TAPA?

El nombre medio que se cayó de maduro. Sabíamos que la idea de persona tenía que estar en el título. Como poder saber que te vas a encontrar con un personaje, o varios, cuando lo escuches. Para nosotros, fue como que se ganó su lugar entre todos los posibles nombres que estuvieron dando vueltas. Este sintetizo bien la idea. Con la tapa paso más o menos lo mismo. Joaquín Ferrón, que es nuestro director artístico, nos fue mostrando varias opciones. Todas fotografías, algo que ya estaba decidido que iba a ser así, y cuando en un momento creíamos que la teníamos, Joaco nos mandó por WhatsApp lo que hoy es la tapa, una foto que está tomada en las sierras chicas de Córdoba con esa figura humana que en si no revela desde sus facciones nada porque es solo una silueta, pero en el contexto se pone medio tenso. No se sabe bien si está posando, o está esperando a que le saquen la foto para ir a romperte la cámara. La sincronía de “¡es esta!” fue inmediata.

¿CUÁL ES EL TRACK QUE MAS LES GUSTA Y POR QUÉ?

Siempre nos debatimos entre “Las Prioridades” y “El Trópico”. Son canciones que no podés pasar por alto, por que en algún momento decís “a mira vos esto un poco me paso”. Tienen eso de que por ahí hablan de algo que en algún momento te embolo un poco de vos mismo o te desubico de alguna manera. Esa cosa media cotidiana y a la vez universal que tienen estas canciones está en mayor o menor medida en todos los tracks. Pero sin duda estos dos son los que tranquilamente podrían resumir el concepto y la sensación de ese estado de ánimo que recorre el disco.

EN SEPTIEMBRE VAN A PASAR 2 AÑOS DE EL TIEMPO SUDOKU, ¿CÓMO SIENTEN SU EVOLUCIÓN CON ESTE NUEVO TRABAJO?

La creatividad es difícil de analizar, más con el paso del tiempo. Hay cosas con las que nos sentimos más seguros. Como si cada vez supiéramos mejor como llegar hacia cierto lugar, como darles forma a nuestras ideas. Pero a la vez siempre que terminas un disco, después es como que empieza todo de nuevo, volvés a cero y lo que esta adelante esta en blanco. Y lo que esta atrás, a veces lo podés reconocer, usar, reinventar, pero muchas veces no.

MUY POCO TIEMPO ANTES DE SACAR EL DISCO COMPLETO, SACARON UN COVER DE CHARLY GARCIA EN COLABORACIÓN CON LUCA BOCCI. ¿CÓMO CONOCIERON A LUCA Y COMO SURGE LA IDEA DE ESTE COVER Y SOBRE TODO DE SACARLO ANTES DE DOBLE DE RIESGO?

La idea de versionar a artistas que nos han influenciado mucho siempre estuvo dando vueltas, y lo que nos paso fue que para diciembre del 2017 ya habíamos terminado de mezclar el disco, pero publicarlo en esas fechas nos pareció que no estaba tan bueno, todos nos dispersamos un poco en las vacaciones. Así que decidimos aguantar la salida del disco hasta marzo de este año. Así que, en enero, un poco para calmar la manija de hacer los covers y un poco para seguir produciendo, nos pusimos a armar las versiones de “el karma…” y de “vamos negro”, que fue el cover que sacamos primero. Invitar a Bocci y a Guli fue una especia de lujo que nos dimos, por conocerlos de la escena, por escuchar su música. Fue increíble el resultado porque si bien sabíamos que iban a aportar mucho, en el proceso entendimos que sus colaboraciones fueron claves para el concepto de cada canción. Para febrero los teníamos listos, y nos dimos cuenta de que había que publicarlos ahí de toque.